Noticias – Adventistas

Oriente Ecuatoriano recibe acciones sociales de “Calebs”

160 Jóvenes de diversas provincias del sur de Ecuador decidieron tomar sus vacaciones y dedicarlas a hacer actividades diversas en Macas, Taisha y 24 de mayo.

Por Vanessa Castro y Geraldine Flores 15 de agosto de 2019

Karolay Rivera, junto a niños de la comuna. (Foto: Diego Muñoz)

El proyecto denominado Misión Caleb es un programa de la Iglesia Adventista que ofrece un servicio voluntario y realizan actividades sociales, dando testimonio durante 10 días de sus vacaciones. Generalmente estos jóvenes visitan lugares donde no hay presencia adventista para poder transmitir mensajes de esperanza.

El 26 de julio, jóvenes Calebs llegaron a la ciudad de Macas, Ecuador, para luego desplazarse a dos lugares de poco acceso, a Taisha donde 8 calebs trabajaron durante el proyecto, y 12 personas valientes y aguerridas tomaron el riesgo de avanzar hasta 24 de mayo lugar donde no cuentan con servicios básicos o la suficiente comodidad para dormir en una cama. Esta es una comuna shuar que no cuenta con zapatos o ropa para cambiarse todos los días, no tienen baños con duchas, está bastante aislada, no tienen aparatos electrónicos y tampoco se goza de señal de teléfono. Los miembros de la comunidad están acostumbrados a una alimentación basada en insectos, larvas y tubérculos, con pocos conocimientos sobre cómo cuidar su cuerpo “Se siente la pobreza extrema en la que viven, al ver como hasta los niños más pequeños duermen en el piso, sin una colcha, sabana o al menos una estera, y el piso no es de manera, es tierra”, fueron las palabras de Diego Muñoz, al contar su experiencia en este lugar. Los 12 Calebs decidieron dar su potencial físico, mental, espiritual y social, para dejar una huella en este lugar.

Durante los cultos en las noches en “24 de mayo” (Foto: Diego Muñoz)

Durante el proyecto en Macas los jóvenes se dividieron para realizar limpieza y aseo de calles, carreteros, cementerio, mercado municipal, entre otros sectores y de esta manera captar la atención para llevar interesados a las noches de evangelismo, al final de la semana los jóvenes y la Iglesia Adventista que organiza el proyecto, recibieron el reconocimiento de la alcaldía y demás entes del estado de Macas. En Taisha, que queda a 5 horas en bus de Macas también tuvo el privilegio de trabajar con niños y adolescentes en actividades realizadas por los conquistadores, en este lugar 11 personas dejaron entrar a Jesús en sus vidas y ser nuevas personas, por medio del bautismo.

En la parte más aislada en “24 de mayo” los 12 jóvenes terminaron de construir la Iglesia adventista local colocando las paredes y el piso. Al concluir con esta construcción decidieron quedarse un día más para hacer la casa de Alberto Ijisma el primer hombre en traer el mensaje de Dios a esa comuna. Del domingo 28 hasta el viernes 2 de agosto todos los días los miembros del proyecto Caleb predicaban y enseñaban a los niños, Karolay Rivera con lágrimas en sus ojos menciona que “cada persona que nace, nace como un misionero para el reino de los cielos”. Con un solo propósito estos jóvenes esforzaron su condición física, sin comunicación, dejaron todo para salvar&servir, llevando 9 personas más a Cristo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin