Noticias – Adventistas

Informe confirma: Un estilo de vida saludable puede disminuir el riesgo de enfermedades

El proyecto Viva con Esperanza asocia la prevención de salud con la espiritualidad.

9 de febrero de 2015
La práctica regular de ejercicios físicos está entre los factores que pueden disminuir el riesgo de enfermedades crónicas

La práctica regular de ejercicios físicos está entre los factores que pueden disminuir el riesgo de enfermedades crónicas

Washington, EUA [ASN] La Organización Mundial de la Salud (OMS) divulgó el lunes 19 de enero un informe mundial sobre las llamadas enfermedades no transmisibles del 2014, con datos impresionantes. Uno de ellos dice que 38 millones de personas pierden la vida por año, en el mundo, por causa de enfermedades cardiovasculares, cánceres, enfermedades crónicas respiratorias y diabetes. Según las estadísticas de la OMS, gran parte de las muertes por ese tipo de enfermedades ocurre de manera prematura (antes de los 70 años) y es evitable. En el 2012 por lo menos el 42% de esas muertes no necesitarían haber ocurrido. Los adventistas en ocho países sudamericanos proponen este año la distribución de casi 22 millones de ejemplares del libro Viva con Esperanza que trata justamente a concientizar sobre los hábitos que pueden reducir esos índices. Acciones prácticas de salud preventiva también serán presentadas a lo largo del año, promovidas por los dos millones y medio de miembros de la denominación, especialmente en el mes de mayo.

De acuerdo con el informe del organismo internacional, se pueden reducir las muertes prematuras, consecuencia de enfermedades no transmisibles, por medio de políticas sociales que incluyen la disminución del consumo de tabaco, reducción del uso del alcohol, eliminación de dietas no saludables y la lucha contra la inactividad física. La meta de la OMS es bajar en un 25% esa tasa de muertes prematuras hasta 2015 con el estímulo de esas acciones gubernamentales.

Estilo de vida

Cuando se habla de factores de riesgo, sin embargo, es posible comprender que un estilo de vida saludable es responsable inmediato de la prevención. Por lo tanto, va más allá de las políticas públicas y tiene mucho que ver con una concientización individual. La OMS informa, por ejemplo, que cerca de tres millones y 200 mil muertes anuales se pueden atribuir a la actividad física insuficiente. Otro ejemplo viene a partir de la alimentación. Datos de 2010 indican que un millón y 700 mil muertes anuales por causas cardiovasculares están asociadas al consumo excesivo de sal.

El proyecto Viva con Esperanza asocia la prevención de salud con la espiritualidad. Tanto que el propio libro fue organizado por un médico, el cardiólogo Peter Landless, y por el pastor Mark Finley. Según los autores es imposible separar la naturaleza espiritual de la fisiológica del ser humano. Al respecto del libro, el prefacio va justamente al encuentro de lo que las estadísticas de la OMS apuntan: “Al caminar por estas páginas y reflexionar sobre su salud, usted reconocerá que para alcanzar la felicidad total, probablemente tendrá que hacer ajustes en la dirección de su vida”. [Equipo ASN, de la Redacción]

 

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin