Noticias – Adventistas

Mensajes por celular llevan el evangelio a todos los continentes

Una iniciativa de la Radio Mundial Adventista envía audios con mensajes bíblicos y sobre bienestar a los interesados.

Por Vanessa Arba 17 de diciembre de 2019

También a países cerrados al cristianismo, el evangelio ha llegado por medio de la tecnología. (Foto: Shutterstock)

Laura es una esposa y madre que ve que su matrimonio se está desmoronando y no sabe qué más hacer para salvar a su familia de esa situación. Marcos es un guerrillero que está siendo buscado en todo su país por los crímenes atroces cometidos. Son nombres ficticios para personas reales, en contextos que parecen no tener relación alguna. Pero lo que ambos tienen en común es que el final de su historia tuvo giro positivo gracias a una herramienta aparentemente simple.

Al recibir periódicamente en sus celulares audios con contenido bíblico, Laura y Marcos fueron impresionados por los mensajes y buscaron los remitentes, los adventistas del séptimo día, a fin de conocer más con respecto a lo que creían. Ambos comenzaron a estudiar la Biblia, fueron bautizados, y vieron sus vidas tomar rumbos bien diferentes de los que antes parecían inevitables.

Lea también:

Más de 20 mil personas ya estudian la Biblia vía WhatsApp con la ayuda de robot

Los materiales que esos personajes recibieron son parte de una iniciativa evangelizadora de la Radio Mundial Adventista(AWR, sigla en inglés) que ya alcanzó a miles de personas en todos los continentes. La directora de los Centros de Evangelismo Digital de la AWR, Karen Glassford, discurre en una entrevista a la Agencia Adventista Sudamericana de Noticias (ASN) sobre la iniciativa.

¿Cómo funciona, exactamente, este proyecto?

Nosotros lo llamamos evangelismo celular. La idea es tener miembros de la Iglesia Adventista colaborando con nosotros; por medio de un bot [sistema de inteligencia artificial] que nuestros ingenieros desarrollaron. Estos miembros se registran como evangelistas y reciben un código exclusivo que pueden pasar a sus contactos interesados en conocer el evangelio.

Enviando este código a nuestro bot, el sistema identificará a esa persona como alumna del grupo de aquel determinado evangelista, y comenzará a enviarle periódicamente los materiales en audio. Lo interesante es que el evangelista recibirá también los mismos materiales enviados a sus alumnos, para que pueda acompañarlos con los contenidos, dialogando al respecto y aclarando dudas. A partir de esto, queremos que estos alumnos estudien la Biblia, acompañados por los propios evangelistas o encaminados a cursos bíblicos en iglesias e instituciones adventistas.

¿Qué tipo de contenido tienen esos audios, y quién los produce?

Básicamente son mensajes cortos que hablan de Dios y de la Biblia. También tenemos diversas series de contenidos sobre salud y bienestar, sobre familia, otros para niños… Claro que depende de la región del mundo para la cual están dirigidos. En países árabes, por ejemplo, tenemos que comenzar con un contenido de contextualización, porque su cultura y su punto de vista es muy diferente del occidental, y hay cosas que los árabes no logran entender al principio porque no tuvieron la misma formación de alguien criado en un país cristiano.

Sobre la producción de los audios, nosotros mismos en la Radio, grabamos algunos. También traducimos materiales que ya existen a diversos idiomas, hechos por colaboradores como la Hope Channel y las Divisiones [sedes administrativas de la Iglesia Adventista en diferentes regiones del mundo]. También hay voluntarios que trabajan con nosotros. Por ejemplo, tenemos un pastor adventista que vive en un país árabe. Él conoce el idioma y la cultura local, entonces graba los audios de una forma que las personas en ese contexto puedan entender. Otros contenidos específicos, como las series sobre salud, por ejemplo, son grabadas por especialistas en determinadas áreas.

¿En qué regiones ya está en vigor el proyecto? ¿Ya se pueden medir los resultados?

Comenzamos en Sudáfrica hace unos dos años. Ahora ya tenemos evangelistas en muchos países de Europa, de África, en los Estados Unidos y Canadá. En las Américas Central y del Sur llegamos hace unos once meses. Pero hay personas recibiendo los materiales en todos los continentes del mundo.

Todavía no se pueden cuantificar las personas que envían y que reciben los materiales, ya que cualquiera puede pasarlos a otros. Esta es una de las razones por las cuales desarrollamos el bot, teniendo a las personas registradas en nuestro sistema se hace más fácil saber quién envía y quién recibe los mensajes. De cualquier forma, es un movimiento que está creciendo muy rápido. Todas las semanas nos llegan fotos de personas que fueron bautizadas por medio de este trabajo.

Con respecto a los contextos específicos en cada región, ¿cuáles son los mayores desafíos para este proyecto como un todo?

El desafío es que las personas sepan que existe y que se sientan motivadas a participar. También traducir los materiales a otros idiomas; nuestra meta es tener contenidos en mil idiomas. Soñamos tener un sitio lo suficientemente grande como para que pueda reunir todo el contenido en todos esos idiomas, de manera que las personas puedan encontrarlo fácilmente. Otro gran desafío es hacer que estos materiales lleguen a países cerrados, donde el gobierno controla todo. Pero Dios tiene sus maneras, porque ya sabemos de personas en ese tipo de países que los reciben y no tenemos idea de cómo llegó eso allá.

¿Y cuál es su sueño personal para este proyecto?

Además de ver que el evangelio llega a todo el mundo, mi deseo es que el miembro que se dispone a ser un evangelista celular se acerque más a Dios con esta misión, orando por las personas que están estudiando la Biblia con él, buscando en ella respuestas para las preguntas que hacen, y viendo las respuestas a sus oraciones y los milagros que suceden.

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin