Noticias – Adventistas

Entrega total

La obra Primero el Reino trata de aspectos de mayordomía cristiana a partir de una perspectiva de dependencia completa de Dios.

Por Felipe Lemos 12 de agosto de 2021

Para la construcción del pensamiento, el autor tuvo en cuenta la conocida y clásica historia de la viuda pobre, relatada en los evangelios. (Arte: Víctor Trevilato)

Existen dos modos básicos relacionados al hábito de leer. Es evidente que aquí se trata de un análisis más sencillo sobre tipos de lectores y de lectura. Están los que leen de manera superficial, trivial, rasa, lo que les proporciona una noción sobre un determinado tema o asunto. Es cuando la persona pasa los ojos y hasta logra aprender buena parte del contenido leído. Pero no va más allá que eso.

El otro tipo de lectura es la que produce una visión crítica y reflexiva acerca del contenido. Es el momento en el que el lector se sumerge en el texto, profundiza, y por fin cambia percepciones, pensamientos y hasta su forma de actuar. Recomiendo, pues, que la lectura del libro más reciente del pastor Josanan Alves, titulado Primero el Reino, sea objeto de esta lectura más detenida, que conduce a la reflexión. 

Para leer y reaccionar

En las 119 páginas de esta obra editada por la Casa Publicadora Brasileña (CPB), bien escritas y con un pensamiento adecuado y claro en su propósito, el autor establece una caminata hacia el autoanálisis espiritual. Con la finalidad de explicarles a los lectores que es posible ser un verdadero adorador de Dios, comprendiendo lecciones profundas en el texto bíblico. Los 21 capítulos parten de una historia poco explorada, pero marcante, presente en los evangelios de Juan (capítulo 8) y Marcos (capítulo 12); la ofrenda de la viuda pobre.

Se trata del relato sucinto de una mujer muy pobre que donó de todo lo que poseía, en el receptáculo del templo, mientras Jesús la observaba. Sus dos monedas, de valor monetario insignificante, representaban una conciencia de reconocimiento a Dios en un nivel muy superior al de los demás donadores. Así exponen la narración los evangelistas.

Josanan Alves, sin embargo, no se limita a contextualizar el episodio y hacer aplicaciones para la vida religiosa actual. Él ofrece, en cada capítulo, la oportunidad de que el lector reflexivo cave más hondo en el conocimiento de los temas presentes en el enfoque, además de reaccionar escribiendo sus impresiones y hablando de sus desafíos y propuestas de cambio de vida.

Dependencia completa

Y ¿cuáles son los temas abordados en el libro? Varios de ellos, todos extremamente esenciales en tiempos de profundo culto al egoísmo, pero podemos destacar por lo menos tres. El primero es la necesidad de dependencia completa de Dios para tener un profundo sentimiento de gratitud hacia quien nos dio todo y a quien pertenecemos como hijos.

Otro aspecto importante, bastante resaltado en el libro, tiene que ver con la entrega total de la vida, de la influencia, de los recursos, o sea, del yo a Dios. Las ideas de abnegación y renuncia aparecen bien destacadas y se hacen visibles para quien lee el libro y comprende la profundidad de las enseñanzas contenidas en el relato de la humilde mujer que ofrendó en el templo.

También es esencial comprender que el libro señala la relevancia de una fidelidad completa a Dios. El autor trabaja con fuerza la idea de cristianos movidos por principios y decididos individual y consistentemente a ser administradores leales delante de un Dios que se sacrificó para garantizar la salvación a las personas.

Experiencias compartidas

El libro propicia una lectura agradable y dinámica, contiene experiencias personales del autor, que ya actúa hace varios años en un área conocida como Mayordomía Cristiana. Es justamente el ministerio adventista encargado de ampliar el concepto de desarrollo espiritual de acuerdo con una vida fiel y totalmente dependiente de Dios.

Valdrá mucho sumergirse en cada palabra, cada expresión, cada enseñanza contenida en Primero el Reino. El deseo de Alves es, como él mismo lo expresa al final de la obra: “Mi oración sincera es que todas las personas que entren en contacto con este libro puedan decir en este momento: “Soy completamente tuyo, Señor. Todo lo que tengo y soy te pertenece y siempre estaré a tu completa disposición. Si en algún momento debo decidir entre fidelidad y seguridad, por favor, hazme recordar que no hay seguridad en el camino de la infidelidad”.


Primero el Reino es parte del proyecto Buscando primero el reino, realizado en las iglesias adventistas locales. También está disponible en adv.st/primeroelreino

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin