Noticias – Adventistas

La Educación Adventista sudamericana completa 120 años con el enfoque en la misión

I Congreso por Internet reunió a 17 mil participantes y enfatizó compromiso con la Educación Adventista.

No tanque batismal, professor Marcos Santos (esquerda), professor Edgard Luz, Isabelle Rodrigues e Sâmia Matos. Projeto que começou na quadra ultrapassou os portões da escola. (Foto: Liane Prestes)

En el tanque bautismal, el profesor Marcos Santos (izquierda), profesor Edgard Luz, Isabelle Rodrigues y Sâmia Matos.  El proyecto que comenzó en la cancha de deportes ultrapasó las puertas de la escuela. (Foto: Liane Prestes)

Brasilia, DF… [ASN] Todo comenzó cuando un profesor de Educación Física decidió que no quería ser solo un profesor de Educación Física. Entonces resolvió usar parte del horario de los entrenamientos de fútbol femenino para realizar una clase bíblica con las alumnas. “Mi objetivo era ofrecerles algo más. Algo que realmente hiciera la diferencia”, explica Marcos Santos, que da lecciones en el Colegio Adventista de Taguatinga, en el Distrito Federal, desde 2006.

La estudiante Sâmia Matos, de 15 años, es uno de los resultados de este trabajo. Ella cuenta que cuando ingresó al Colegio no le importaba el tema religión. Pero al comenzar a participar de los entrenamientos y en consecuencia de los estudios, se interesó tanto al punto de desear ser bautizada. Pero su historia no terminó ahí. Por su influencia otras dos personas también siguieron su ejemplo. Además, ella formó una pareja misionera que llevó a dos niñas a tomar la misma decisión.
Sâmia se convirtió en discípula y resolvió discipular. Con eso se recogió un fruto más en la tarde de este sábado 25, cuando Isabelle Rodrigues, de 15 años, manifestó públicamente su deseo de seguir a Cristo durante el 1º Congreso Online Sudamericano de la Educación Adventista, que se celebró a los 120 años del inicio del sistema educativo en el territorio.

Vea la galería con algunas imágenes del evento


Con un comienzo sencillo en Argentina, y posteriormente con su expansión a todos los lugares del continente, la Educación Adventista buscó siempre exactamente eso: enseñar con excelencia, pero también educar para la eternidad. “Esa obra comenzó por causa de nuestra misión y tiene que terminar por causa de esa misma misión”, enfatiza el pastor Erton Köhler, presidente de la Iglesia Adventista para ocho países de América del Sur.
Durante dos días, profesores, gestores y empleados de la red de educación adventista estuvieron reunidos en una gran sala de clases gracias a Internet. A pesar de estar esparcidos por centenares de lugares, los cerca de 17 mil participantes acompañaron las mismas lecciones que buscaron fortalecer su compromiso con una enseñanza diferente de los demás centros educativos.
“Nosotros tenemos una teoría sólida con más de dos mil años de edad. Sabemos exactamente lo que queremos, en base a los escritos de la Biblia y de Elena de White, para preparar al joven para el futuro profesional, pero también para ser ciudadano del cielo”, destaca el profesor Adolfo Suárez, quien también tiene su vida interrelacionada a la Educación Adventista y fue uno de los disertantes del congreso. De acuerdo con él, antes de tener conciertos filosóficos, sociológicos y teológicos, esta educación es de origen bíblico.
Interactividad

Por ser online, el programa contó con la participación de educadores reunidos en auditorios y salas de clase en todos los ocho países sudamericanos. De las diversas actividades, hubo hasta la reinauguración al vivo del Colegio Adventista de Duque de Caxias, en rio de Janeiro. Además, todos los participantes recibieron el incentivo de publicar en las redes sociales, por medio del hashtag #EA 120, fotos de los lugares donde estaban concentrados, lo que generó una cantidad significativa de postages relacionadas al asunto.

Para ayudar a fortalecer la Educación Adventista en otra región del mundo, los congresistas recibieron la invitación de colaborar con uno de los proyectos mundiales de la Iglesia Adventista, que es la construcción de una escuela en Mongolia, país que este trimestre será beneficiado con parte de las ofrendas del decimotercer sábado de la Escuela Sabática. El presidente de la Iglesia Adventista en esa región, pastor Elbert Kuhn, envió un video en el que detalló las necesidades del lugar y el sueño de ver el crecimiento de la obra adventista en el territorio. Por eso, en América del Sur, cada participante recibió el desafío de colaborar con por lo menos un dólar que sería enviado para allá. Al final del día, se dio a conocer el resultado: se recaudaron 59 mil dólares, con un apoyo especial de una de las sedes administrativas de la Iglesia.

Aunque el doctor Luis Schulz, director asociado del departamento de Educación de la Iglesia Adventista mundial, destacó algunos de los desafíos de la Educación Adventista en el escenario actual, el periodista Michelson Borges, editor de la casa Publicadora Brasilera, completó el asunto al destacar otro punto: la enseñanza del Creacionismo. De acuerdo con él, a pesar de originar un debate intenso, este asunto es parte de la identidad adventista y define la creencia de un Dios creador. Y por lo tanto necesita ser discutido en la sala de clases al lado de otras teorías como el evolucionismo, pero a partir de una visión crítica.

Por eso la red educativa adventista estimula a los alumnos a tener autonomía de pensamiento y no solo a reproducir lo que escucharon. “Si nosotros callamos, ¿quién hablará sobre lo que creemos?”, pregunta Borges al recordar que los adventistas son los únicos que creen en la creación del mundo en seis días literales.

Con la vista en la eternidad

Aun después de 40 años, la profesora Rosilene Carmo asegura que mientras tenga aliento, continuará trabajando en favor de la Educación Adventista. (Foto: Liane Prestes)

Aun después de 40 años, la profesora Rosilene Carmo asegura que mientras tenga aliento, continuará trabajando en favor de la Educación Adventista. (Foto: Liane Prestes)

La profesora Rosilene Carmo sabe bien de eso y ha hablado sobre el asunto a lo largo de su carrera. Su currículo ya suma 40 años de vida dedicados a la Educación Adventista y a llevar a las personas el conocimiento que no se enseña en las disciplinas de cualquier otra escuela. En todo ese tiempo, sus mayores conquistas fueron acercar a padres y alumnos a Cristo, lo que ella considera un ministerio. “No me casé para dedicarme a esa misión. Mi corazón arde porque creo en esa filosofía”, recalca. Después de pasar por varias funciones, ella actúa hace 33 años como coordinadora. Y no piensa en parar tan pronto. “Mientras tenga aliento y me dejen continuar, estaré aquí”.

El profesor Edgard Luz, quien hoy coordina el departamento de Educación de la Iglesia Adventista en ocho países sudamericanos, recuerda que cada docente y empleado tiene un papel fundamental, no en apenas esos 120 años, sino en la construcción del futuro. Al final, son 870 instituciones y 304 mil alumnos bajo la tutela de casi 20 mil profesores solo en este territorio. “Los educadores necesitan ser como discípulos. Eso es un canal de discipulado. Y esa filosofía que construyó esas doce décadas es lo que nos lleva a mirar hacia la eternidad. No estamos celebrando un recorte de la historia, sino celebrando la misión que tenemos y construyendo puentes para el futuro”, resalta.

Y cuando el asunto es la salvación, Marcos, quien además de dar clases de educación física resolvió organizar una clase bíblica con las niñas del fútbol, asegura que el mayor premio que conquistó como profesional es ver personas que caminan rumbo al cielo por un contenido que ninguna otra escuela ofrece. [Equipo ASN, Jefferson Paradello]

 

Vea uno de los programas del Congreso de Educación en la parte inferior.

 

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin