Noticias – Adventistas

Paulo Lopes

Paulo Lopes

¿Quién es tu prójimo?

Una de las vías de desarrollo es la solidaridad.

Hacer el bien hace bien…

El día en que estoy escribiendo este artículo, estamos conmemorando en Brasil el Día Nacional del Voluntariado. Según una investigación de la Rede Brasil Voluntario, uno de cada cuatro brasileños mayores 16 años, o sea, cerca de 35 millones de personas, realiza o ya realizó algún trabajo voluntario. (www.redebrasilvoluntario.org.br).

Después de todo, ¿qué es ser voluntario? Voluntario, como el mismo nombre lo expresa, es aquella persona que, de manera voluntaria, presta cualquier tipo de servicio no remunerado, con el objetivo de ayudar a otros. En realidad, el voluntariado proporciona también grandes beneficios a aquel que ayuda, ya que hacer el bien hace bien.

Una gran investigación sistemática coordinada por la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter, en el Reino Unido, reveló que el voluntariado también hace bien a la salud. El estudio fue publicado en la revista BMC Public Health, y demuestra que los que practican actividades voluntarias viven más tiempo, tienen menores índices de depresión, mayor satisfacción por la vida y un bienestar general.

A finales del 2011, el programa de las Naciones Unidas para el desarrollo, PNUD, elaboró el primer informe sobre el estado del voluntariado en el mundo y reunió datos de varios países, entre los cuales se encontraba Brasil.

Según este informe, en Brasil, el 25% de las personas mayores de 16 años ya realizó algún tipo de trabajo voluntario. La edad media del voluntario brasileño es de 39 años, y el 53% son mujeres y el 47% hombres. El estudio también midió el grado de satisfacción de estos voluntarios. Con respecto a eso, el 77% dijo estar satisfecho, y este índice aumenta a un 83% entre los mayores de 50 años. Entre las clases sociales, las clases D y E son las más satisfechas.

¿Por qué será que a las personas les gusta ser voluntarias? Según el informe del PUND, el 67% dijo que lo hace para ser “solidarios y ayudar a otros”, el 32% “para hacer la diferencia y mejorar al mundo” y el 32% por “motivaciones religiosas”.

Y usted ¿ya experimentó la satisfacción de ser voluntario? En Brasil existen centenas de organizaciones que necesitan voluntarios y que dan la oportunidad de servir en sus proyectos sociales y humanitarios. La Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales (ADRA) es una de ellas. Con proyectos esparcidos por todo el país, ADRA tiene en el trabajo voluntario un apoyo muy importante para cumplir la misión de la organización.
Un ejemplo de esto es la “Aventura solidaria”, en el Amazonas, que recibe todos los años a voluntarios de Brasil y del mundo durante el período de las vacaciones escolares. Este programa forma parte del proyecto Luzeiro que lleva atención médica y odontológica a las comunidades ribereñas del Amazonas.

Si a usted le gusta ser solidario y ayudar a otros, y quiere hacer la diferencia y mejorar al mundo, ya está listo para ser voluntario. Y no olvide que al ayudar también se está ayudando a usted mismo, porque hacer el bien hace bien.

Noticias Relacionadas


Comentarios

WordPress Image Lightbox Plugin