Noticias – Adventistas

Se desarrolló un simposio sobre salud física y espiritual en Bariloche

13 de junio de 2016

En Bariloche  se inició una serie de simposios sobre la salud, y la mejor fuente la encontramos en la Biblia y en los escritos de Elena de White. Porque no sólo queremos estar seguros sino ser prosperados (2 Cron. 20:20). La serie lleva por título: “La salud del remanente que espera a Jesús”.

“Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma. ” 3 Juan 1

Las escrituras dejan un claro mensaje de lo que es la salud. Según la Biblia la salud es prosperidad. Salud no es sólo el equilibrio del bienestar físico, mental, espiritual y social. Salud tampoco es la enfermedad, como consecuencia del pecado. Para Dios salud es la prosperidad del alma.

1 Cor. 10:31 lo dice de esta manera: “si comen, o beben o hacen cualquier otra cosa, háganlo todo para la gloria de Dios. ” Entonces somos el resultado del propósito por el cual hacemos las cosas. Si glorificamos a Dios en todas las cosas, prosperará nuestra alma y tendremos salud.
Por este motivo es vital preparar a un pueblo que glorifique a Dios con su estilo de vida.
El viernes 10 de junio a las 19:30 se inició el programa con una temática testimonial de cómo las publicaciones están siendo utilizados por Dios para transformar vidas. La salud es la cuña de entrada para llegar a los corazones de aquellos que de otra manera nunca conocerían a Jesús.
El Pr. Matias Siri (Dir. Salud y temperancia de la Asociación Argentina del Sur) dio evidencias claras de que nuestro mensaje de Salud es poderoso para transformar vidas. El día sábado por la tarde se expusieron cinco ponencias de profesionales adventistas referentes a: “La resiliencia en los niños y adolescentes” (Ps. María Ester de Vives), “Salud mental y el carácter” (Ps. Víctor Miño), “Higiene y salud” (Enf. Miguel Vives), “Alimentación saludable” (Dr. Fernando Bañagasta). Concluyendo con una mirada bíblica y profética del mensaje de Apocalipsis 14:6-7 sobre el “Temed a Dios y dadle gloria” como un llamado a mostrar con nuestro estilo de vida la verdadera adoración a Dios en estos tiempos previos a la segunda venida de Cristo.

Las personas están cansadas de todo aquello que no funciona. Han depositado su esperanza y vida en ideas que suenan bien pero al momento de la prueba no resisten la enfermedad. Gracias a Dios hay esperanza para todos. Se llama Jesús. Él es la vida y desea que tengamos vida en abundancia. Estamos seguro que si comenzamos “comiendo, bebiendo  y haciendo cualquier otra cosa para su gloria” en muy poco tiempo tendremos salud y prosperará nuestra alma.

Puede ver fotos del programa en nuestra web

Pr. José Reyes
Distrito misionero de Bariloche

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin