Noticias – Adventistas

Ataque terrorista deja adventistas muertos en Camerún

Ataque a los aldeanos en el norte de Camerún fue cruel, y dejó adventistas muertos.

Típico pueblo en el norte de Camerún.

Típico pueblo en el norte de Camerún.

Yaundé, Camerún… [ASN] Cerca de siete adventistas murieron la noche del 17 de septiembre del 2015 en la villa Aïssa Harde, localizada al extremo norte de Camerún. La villa está ahora en estado de desolación y abandono.

De acuerdo con el testimonio del pastor Richard Hendjena, líder de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en el norte de Camerún, “hombres fuertemente armados invadieron el pueblo de Aïssa Harde, localizado a 11 kilómetros al este de Mora, ciudad capital del distrito de Mayo Sava, en la región norte de Camerún. Fue alrededor de las 23:00 horas según el testimonio de algunos testigos. Estos hombres no identificados entraron a la fuerza en varias casas y mataron a nueve personas, incluyendo siete adventistas del séptimo día. Muchos inmuebles también fueron quemados, causando significativos daños materiales”, afirmó Hendjena.

La matanza aún no ha sido reivindicada, pero hay indicios de que podría tener relación con el grupo considerado terrorista Boko Haram, que hace meses está haciendo sangrientas incursiones en el área de la frontera norte de Camerún, entre Chad y Nigeria.

La secta de Boko Haram usa diferentes estrategias desde que una coalición entre las fuerzas armadas de Camerún y Chad infligió graves daños en sus filas. En julio de este año, Camerún registró sus primeros ataques terroristas en su propio territorio con los ataques de Fotokol y Maroua. De acuerdo con las informaciones de la región no es la primera vez que una villa pacífica es violentada por un grupo que reclama la prohibición de la educación occidental.

Lea también:

Cristiano relata la situación actual en Túnez después del atentado

El pastor Hendjena afirma que tras los asesinatos “muchas familias han abandonado el pueblo, dejando un pueblo desolado, angustiado por el pánico y la psicosis. Es la primera vez que la Iglesia Adventista del Séptimo Día pierde tal número de miembros en una catástrofe de este tipo desde que Boko Haram comenzó sus abusos en la zona norte de Camerún”. El abandono de esas villas ha sido la causa de la interrupción de las actividades de las iglesias locales. La población tiene que desplazarse en una estación muy lluviosa, normalmente marcada por la hambruna.

Según la Amnistía Internacional más de 400 personas perdieron la vida desde julio del 2014 en atentados organizados por el Boko Haram en Camerún, lo que provocó una dura respuesta de las fuerzas de seguridad contra sospechosos de pertenecer a la banda terrorista. Desde el inicio del 2015, es atribuido a Boko Haram la muerte de más de 2.400 personas en Nigeria, Chad y Camerún, a pesar de la creciente presión militar de los países de la región del Lago Chad. [Equipo ASN, la redacción con el reporte de Abraham Bakari]

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin