Noticias – Adventistas

Pastor adventista salva milagrosamente de morir tras aluvión

Las 5 plantas potabilizadoras de agua ya están prestando su servicio en beneficio de todos los damnificados por el aluvión que afectó el norte de Chile.

El pastor Soto es retirado por los militares del albergue.

El pastor Soto es retirado por los militares del albergue Liceo Federico Varela.

Santiago, Chile… [ASN] El martes 24 de marzo, las grandes precipitaciones que cayeron en las Regiones de Antofagasta, Atacama y Coquimbo dejaron al menos 10.996 damnificados, 20 personas desaparecidas y se lamentó el descenso de 14 víctimas; datos que proveyó la Oficina Nacional de Emergencia del Ministerio del Interior (ONEMI) la noche del domingo 29 de marzo.

Rubén Soto Montaner es un joven pastor que estaba a cargo del distrito de Chañaral en el norte de Chile y que vivió el momento más trágico de su vida cuando tuvo que enfrentar la inminente aparición de un alud que arrasó con su casa y su auto, poniendo en peligro su vida.

“Recuerdo estar parado al ver por mi ventana que un río más alto que mi casa venía a toda velocidad, y en cosa de segundos reventó los vidrios, inundando la casa. Las ventanas de la casa tenían barrotes lo que me hubiera dejado atrapado, pero gracias a Dios, la puerta también reventó y el río me arrastró flotando a través de ella. Mientras el agua me sacaba de la casa me aferré a un tablón con el cual floté por varias decenas de metros hasta que me aferré con ambos brazos a una palmera que vi en el camino”, comenta el pastor Soto en una larga nota publicada en su perfil en Facebook.

Su testimonio fue visto por millones de personas a través de los medios de comunicación, nadie podía creer lo que escuchaba. Su rescate fue una de las primeras imágenes que llegaban a los medios luego de restablecer parte de las comunicaciones que fueron cortadas por causa del alud. “Sin embargo, antes de la palmera a la cual me aferré, a unos 8 o 10 metros, aproximadamente, había un camión volcado, que me sirvió como escudo, pues amortiguaba la fuerza del caudal y evitaba que me golpeara con toda la violencia que traía. Vi como el río arrastró casas, pero el camión no se movió. Todos los otros escombros sucumbían, pero el Señor permitió que el camión permaneciese firme, evitando que el río me golpeara con toda la violencia que traía”-sigue en el relato que compartió en la red social.

El viernes por la tarde dos amigos del pastor Soto, Erwin Jerez y Donald Araya, fueron a buscarlo al albergue Liceo Federico Varela en el que estaba con el resto de los damnificados. Las autoridades llevaron a Soto hasta el vehículo que lo trasladaría hasta Antofagasta, ciudad en la que se encuentra actualmente. “Gracias a Dios estoy bien, tengo solo rasguños, nada de fracturas, no tengo nada grave”, mencionó Soto en una entrevista hecha por un medio de comunicación nacional.

Tanto casas, edificios e iglesias quedaron completamente destruidos. Como se puede apreciar en las fotos, una de las iglesias adventista en Chañaral está repleta de barro.

 

Testimonio del pastor Soto publicado en los medios de comunicación nacionales.

Agencia Adventista y Acción Solidaria presentes en catástrofe

La Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales de Chile (ADRA Chile) coordinó la entrega de un camión cargado con 12 mil litros de agua, alimentos, harina y útiles de aseo y saneamiento básico. Es la segunda ayuda enviada por la Iglesia Adventista del Séptimo Día a los damnificados del norte de Chile. La primera ayuda ya está en la zona de emergencia y consiste en especialistas en agua y saneamiento de ADRA Chile, quienes están trabajando en coordinación con la ONEMI y con el SEREMI de Salud de la Región de Atacama, Chile.

Las 5 plantas potabilizadoras de agua ya están prestando su servicio en beneficio de todos los damnificados.

En las próximas horas la Iglesia Adventistas del Séptimo Día a través de la Acción Solidaria Adventista (ASA) y ADRA Chile seguirá enviando ayudas.

Para quienes quieran colaborar económicamente, pueden hacerlo a las siguientes cuentas corrientes:

Agencia adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales.
Cuenta Corriente número 35402750, Banco BCI
Rut: 70.051.600-8

e-mail: adra.chile@adra.cl

IASD Chile:

IGLESIA ADVENTISTA DEL SEPTIMO DIA
Cuenta Nro: 35406097
Banco BCl
RUT: 65.OO2.737-K
donacion.emergencia@adventistas.cl

Para transferencias internacionales agregar el Swift: CREDCLRM

[Equipo ASN, Alfredo Müller y la redacción]

Noticias Relacionadas


Comentarios

  • Daniel Vileta

    LA MANO DEL SEÑOR ESTUVO SIN NINGUNA DUDA < BENDICIONES

  • Jorge Eliecer Diaz L

    El que habita al abrigo del ALTÍSIMO, morará bajo la sombra del OMNIPOTENTE. Diré al SEÑOR: Tú eres mi refugio y mi fortaleza, mi DIOS en quien confío. Salmos 91:1,2

  • mery luz maquera

    amen,debemos confiar siempre en dios 😀

  • Dami

    Hermoso testimonio, Dios siempre está socorriendo a sus hijos

    El nos dá Paz en la tormenta.

    http://ingdami.blogspot.com/2008/04/paz-en-la-tormenta.html

WordPress Image Lightbox Plugin