Noticias – Adventistas

Relato favorable de Tito motivó al apóstol Pablo a escribir nuevamente a los corintios

La segunda epístola está marcada por la gratitud y la reprensión a los opositores del discípulo.

Adventistas comienzan la lectura de 2 Corintios.

Adventistas comienzan la lectura de 2 Corintios.

 

Brasilia, DF… [ASN] Al escribirles nuevamente a los corintios, el apóstol Pablo opta por un lenguaje subjetivo y personal, mientras que la primera vez había adoptado un tono más objetivo y práctico. Eso se debe a la naturaleza misma de la situación. La segunda epístola, que comenzaremos a estudiar este martes 31 de marzo, en el proyecto de lectura de la Biblia, Reavivados por su Palabra, da evidencias de la emoción del discípulo delante del relato que recibió de Tito, quien acababa de volver de Corinto después de llevarles la primera carta a sus miembros.

Pablo aprovecha para destacar la manera en la que los fieles reaccionaron a sus palabras y repasa nuevamente algunas de las problemáticas presentadas anteriormente por él. Su carta, por lo tanto, puede dividirse en dos líneas argumentativas: la primera, que comprende los primeros nueve capítulos, acentúa la gratitud y apreciación que él recibió por parte de la Iglesia. Y la segunda, se defiende y acentúa la severidad delante delas acusaciones dirigidas a él por parte de los opositores que intentaban impedir su trabajo y generar dudas con relación a su liderazgo.

Al referirse a ese segundo grupo, el Comentario Bíblico Adventista, volumen 6, en la páginas 819 y 820, refuerza que “de diversas maneras, pablo intenta demostrar su autoridad y justificar la forma en que había actuado entre ellos. Para probar su apostolado, recurre a sus visiones y revelaciones recibidas del Señor, a sus incomparables sufrimientos por el Señor Jesús y al sello evidente de aprobación divina por el éxito de sus labores”.

En sus viajes misioneros, el apóstol Pablo visitó a los fieles de Corinto al menos tres veces. La primera visita, realizada en el año 51 después de Cristo, duró un año y medio y sirvió para que él fundara y organizara las actividades de la iglesia local. Sin embargo, él no siempre pudo estar presente para orientarlos, pero su amor por aquellos miembros es una de las características que él deja más claras en su epístola, mostrando, principalmente, que la comunión con Dios y de unos con otros es de vital importancia para la madurez espiritual. [Staff ASN, de la redacción]

 

Vea la introducción al libro en la parte inferior.

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin