Noticias – Adventistas

Carolyn Azo

Carolyn Azo

Desafíos espirituales

Reflexione sobre las vicisitudes de la vida en su caminar diario con Dios y sepa que aún existe esperanza.

El sexo, un arma de doble filo

imagen-para-el-portal-columna

Dios creo la sexualidad para unir al hombre y a la mujer en un solo ser (Génesis 2: 24).

¿Ya escuchó hablar de las “Fiestas Arcoíris”? Es solo buscar información, en Internet, y ver que se trata de sexo oral como si fuese un juego “inocente” entre púberes y adolescentes.
Este tipo de fiestas se ha convertido en una nueva modalidad de reuniones indecentes, donde adolescentes entre 11 a 14 años compiten teniendo sexo oral con sus compañeros. ¿Qué los induce a este tipo de prácticas? Nada más ni nada menos que el alcohol y en algunos casos drogas.

Algunos pensarán que eso es asqueroso, repugnante, y lo es. No solo porque eso puede conllevar a contraer enfermedades de trasmisión sexual, sino que también implica riesgos que pueden producir traumas en los menores o incitar a episodios violentos por parte de los muchachos hacia las chicas. Muy aparte de estimular a violaciones.

Entre las enfermedades que acarrea este tipo de “juego”, según los especialistas, se encuentran las verrugas genitales, entre otras enfermedades de trasmisión sexual.

El diario Publimetro publicó lo que piensa el psicólogo y experto en sexualidad, Christian Martínez, donde informa que esas prácticas, también, producen traumas en los menores respecto al pudor y respeto a la intimidad.

¿Les controla a sus hijos el uso de las redes sociales? Si no lo hace comience por hacerlo, porque los participantes usan las redes sociales para hacer sus respectivas coordinaciones, captando de esta manera más adeptos; siendo estos de todos los estratos sociales, según la sexóloga peruana, Rebeca Podestá.

¿Cuándo y dónde iniciaron las fiestas Arcoíris?

Según los medios las fiestas arcoíris no son nuevas en el mundo. En los Estados Unidos, específicamente en la ciudad de New York, se realizaron encuestas con el propósito de saber cuántos son los que asisten a este tipo de eventos. Hablamos del año 2005.

Otros dicen que inició en Colombia, pero eso no es tan importante como saber que la degradación del sexo, que fue un regalo dado por Dios para el hombre, se ha denigrado en la juventud de hoy.

Otras fiestas peligrosas

Otras reuniones concurridas por adolescentes son las fiestas semáforos, candy y la ruleta sexual.

El portal Starmedia informó que las reglas del juego para quienes asisten a este tipo de fiesta es que tienen brazaletes de distintos colores, lo que define el comportamiento o lo que el adolescente está dispuesto a hacer. El color verde es el más peligroso, porque significa que admiten el consumo de drogas, alcohol y relaciones sexuales en una noche. Además en estas fiestas semáforo también se dan las llamadas “ruletas sexuales”, en las que los jóvenes tienen relaciones sexuales entre ellos y de manera rápida y sin protección.

¿Qué nos amonesta la Biblia con respecto a los peligros del sexo fuera del matrimonio?

Levítico, capítulo 18, es uno de los libros donde Dios demuestra que aborrece la inmoralidad sexual. Lea el capítulo aquí.

El libro de Efesios capítulo 6 versículo 4 dice: “Y vosotros, padres, no provoquéis a ira a vuestros hijos, sino criadlos en disciplina y amonestación del Señor”. Me pregunto, ¿dónde está la disciplina y la amonestación del Señor por parte de los padres hacia los hijos?

Proverbios 22:6, también, amonesta a los padres a prevenir este tipo de prácticas si tan solo son instruidos con la Palabra de Dios. “Instruye al niño en su camino, y aun cuando fuere viejo no se apartará de él”.
La famosa escritora Elena de White coloca a los padres en situación de grande responsabilidad, al referirse a la educación de sus hijos, cuando dice: Cuando Dios pregunte: “¿Dónde están los hijos?”—Los padres que han descuidado las responsabilidades que Dios les dio, deben hacer frente a ese descuido en el juicio. Entonces preguntará el Señor: “¿Dónde están los hijos que te di para que los prepararas para mí? ¿Por qué no están a mi diestra?” Muchos padres verán entonces que un amor necio les cegó los ojos para que no vieran las faltas de sus hijos y dejó que esos hijos desarrollaran caracteres deformados inaptos para el cielo. Otros verán que no concedieron a sus hijos tiempo y atención, amor y ternura; su descuido del deber hizo de sus hijos lo que son. —Testimonies for the Church 4:424.

El sexo es un regalo de Dios

Dios creo la sexualidad para unir al hombre y a la mujer en un solo ser (Génesis 2: 24).

Esa unión sólo sucede a través del acto sexual. “…Grande es este misterio…” (Efesios 5:22-33) Las diferencias son agentes de enriquecimiento y complemento de la pareja, haciendo que la relación sea completa. Son dos personalidades, dos individuos con diferencias físicas y psicológicas, pero al mismo tiempo un sólo ser. En el plan de Dios, cuando las personas se casan, comienzan a compartir todo, sus bienes, ideas, aptitudes, problemas, alegrías, tristezas, fe y cuerpos.

La experiencia del placer sexual de la pareja debe ser aceptada solo dentro del matrimonio, y la misma no debe llegar a ser una relación mecánica o algo sólo corporal. Debe haber comunicación, intimidad, ternura antes y después del acto, y confianza intensificada por el sentimiento de pertenencia del uno al otro y como ellos son uno, debe existir respeto, igualdad y mucho amor paciente y perdonador. Dios observa y aprueba el acto sexual de las parejas casadas, entregados al placer inocente designado por Él mismo. Él se alegra con la alegría que es pura y santa (Hebreos 13:4). Sin embargo, Satanás se ha encargado de degradar este presente de Dios, haciéndolo tan perjudicial como la muerte, fuera del matrimonio. ¿Qué piensa usted? (Fuente del último párrafo esperanzaweb.com)

Noticias Relacionadas


Comentarios

  • Edgardo

    muy bueno

  • Cárolyn Azo

    Alabado sea Dios, Edgardo. Dios te bendiga.

  • Felipe Zurita

    Muchas Gracias.

WordPress Image Lightbox Plugin