Noticias – Adventistas

Arquero de fútbol fue dado por muerto, pero Dios tenía un plan para su vida

El 20 de setiembre, de forma simbólica, entregó sus guantes de fútbol para recibir de manos del pastor Raso una Biblia y nacer como un nuevo discípulo de Jesús.

Arquero de fútbol en Perú fue dado por muerto, pero Dios tenía un plan para

Dios toco el corazón de otras personas cuando escucharon su testimonio.

Lima, Perú… [ASN] El último día de la Caravana de la Esperanza (evento evangelístico), titulado: Un Canto por la paz, fue clave para que Roberto Saldaña, ex arquero, decidiera entregar su vida a Cristo por medio del bautismo ante la atenta mirada de 5000 espectadores. Evento que fue dirigido por la Iglesia Adventista del norte del Perú con la presencia del pastor Bruno Rasso, vicepresidente de la Iglesia Adventista para ocho países de Sudamérica.

Saldaña (27) está casado con Karin Minaya con quien tiene un hijo de nombre Marcelo (5). Dios tocó el corazón de Karin en la última campaña de Semana Santa, y ella decidió aceptar a Dios por medio del bautismo.

Roberto estuvo presente en el acto bautismal de su esposa y también fue invitado para aceptar a Jesús, sin embargo, así como en otra oportunidad, sostuvo que aún no era el momento y que más adelante lo haría. Saldaña era hasta hace poco arquero del Club Deportivo José Gálvez de Chimbote, que hasta el año pasado pertenecía a la primera división del fútbol peruano.
Roberto en distintas oportunidades colaboraba esporádicamente como chofer en la Universidad de San Pedro, ubicada en la ciudad ya mencionada. Y fue la noche del miércoles, 22 de agosto, que fue requerido para conducir hasta la localidad de Huari (a 4 horas de Chimbote) viajando consigo algunas autoridades de dicha casa de estudios.

Ya muy cerca a su destino, en la madrugada de un día jueves, un vehículo de carga pesada apareció en su contra; lo que produjo que algunas piedras se desplomarán y que el vehículo que conducía Roberto cayera a un precipicio de 200 metros.

A los minutos llegó la policía para auxiliar a los heridos; informando que los dos pasajeros de la parte posterior estaban con heridas de gravedad. Mientras que Roberto y el copiloto fueron dados por muertos.

Después de retirarlos del vehículo cubrieron sus cuerpos a la espera de la llegada del fiscal de turno para el levantamiento de los cadáveres. Fue en esos momentos de espera que uno de los policías vio que uno de los cadáveres estaba reaccionando, ese cuerpo era el de Roberto; que estuvo en estado de coma, mientras que amigos y hermanos de iglesia junto a la familia oraban por su recuperación. Solo bastó horas para que Dios respondiera esa oración.
Roberto volvió en sí y poco a poco fue recuperándose, y fue así que decidió no postergar más su decisión de entregar su vida a Jesús.

En la foto, de izquierda a derecha, el pastor Bruno Raso, Roberto Saldaña y el pastor Edward Heidinger, líder de la Iglesia Adventista para el norte del Perú.

En la foto, de izquierda a derecha, el pastor Bruno Raso, Roberto Saldaña y el pastor Edward Heidinger, líder de la Iglesia Adventista para el norte del Perú.

El 20 de setiembre, de forma simbólica, entregó sus guantes de fútbol para recibir de manos del pastor Raso una Biblia y nacer como un nuevo discípulo de Jesús.

Lea también:

Se curó de cáncer terminal en el marco de jornada de oración y ayuno

Este Joven que hasta hace poco entregaba todo en la cancha de fútbol- en el estadio Centenario de Chimbote-, por alcanzar algunas victorias, esta vez llegó al mismo estadio, pero lo hizo para entregar su vida en las manos de Dios y alcanzar la victoria más importante, Cristo. [Equipo ASN, Michael Rojas]

Arquero de fútbol en Perú fue dado por muerto, pero Dios tenía un plan

El presidente de la Iglesia Adventista para la región Centro Oeste del Perú, pastor Antonio Villafuerte fue quien lo bautizó.

1398759_627976463956137_84142739_o

Noticias Relacionadas

WordPress Image Lightbox Plugin